sábado, 5 de noviembre de 2011

nichim

2 comentarios:

  1. chale... cuánta puta tristeza.
    saludos, hermano

    ResponderEliminar
  2. y es más triste cuando es evitable...un abrazo carnal...

    ResponderEliminar